lunes, 6 de septiembre de 2010

FRIALDAD



Caricias que recubren mi cuerpo de una blanca sabana de escarcha, erizando mi piel de penetrante frío ,que se escabulle entre mis poros, cristalizando mi sangre y paralizando mi corazón.
Besos que asfixian mi boca ,con un gélido veneno que hiere mi mirada , llevándola de la mano a su óbito. Abrazos que encarcelan mi alma, entre barrotes de hielo, y certezas exactas de que tu calor se marchó muy lejos.
Mis manos arden , mi pecho convertido en una incombustible hoguera que llamea al verte, es incapaz de derretir el hielo de tu corazón. Mis labios murieron bajo tu frialdad, tras mitigar un fuego abrasador que prendía en ellos. Mis manos cuarteadas por tu glacial sentimiento, caen resquebrajadas por el rayo fortuito de tu apática mirada, que deshace mis ansias de amarte.
Frialdad que aniquila con su roce cualquier atisbo de esperanza de un corazón enamorado, roto por tu huida.
Quien fuera dueña de tu calor .... descubrir las chispas del fuego junto a ti.
Quien fuera quien derritiera ese corazón helado...

Publicar un comentario en la entrada